Maintenant, je n’ai pas de mobile….

Tenía intención de pasar 4 dias en contacto con una naturaleza virgen, en buena compañía y relajándoME antes de volver a la rutina. Pues, me dejé el móvil, es decir, dejé atrás…mails, llamadas, whatapps, facebook,… Una vez consciente de que no desharíamos 200 km para recuperarlo, entendí el regalo que me había hecho. Podría conectar aún más con eso que anhelaba: ralentizar mi torrente de pensamientos, encontrar respuestas, realidad y sentir.

Maintenant, ahora, now, ara….estaba con el presente, con el ahora y el aquí. Eckhart Tolle en su libro ‘Practicando el poder del ahora‘ habla de la importancia del silencio mental: ‘Cuando estás presente, cuando tu atención está plena e intensamente en el ahora, puedes sentir el Ser, pero nunca podrás entenderlo mentalmente.’ Realmente lo he sentido así estos días e intentaré expresarlo en palabras.

Cómo nos tortura el ruido mental de los pensamientos… Son fantasías que nos sacan del presente y nos llevan al futuro… Al escucharlos, alimentamos la ‘idea del yo‘, alejándonos de lo que realmente somos, de nuestro ‘yo real‘. Significa que les damos poder a los pensamientos creando expectativas que probablemente no se cumplan, (o sí, pero no será por nuestro empeño en querer controlar). Alimentamos lo que creemos que somos, una creación mental formada por falsas creencias y nuestra propia historia. Dejamos de ‘escucharnos’, distrayéndonos con lo que no somos, buscando eso que pensamos que será mejor que el ahora….Una jaula de oro llena de fantasías.

Para poder reconocerNOS es necesario estar en el presente, aquí es donde está la esencia de nuestro Ser. La mente nos juega la gran trampa de llevarnos a pensamientos de futuro para buscar paz, para buscar un bienestar interior. Ese que siempre está, pero para sentirlo, necesitamos buscar en el lugar adecuado…..dentro, dentro de nosotros mismos. Somos mucho más que lo que pensamos, hay una gran parte de nosotros que es más profunda y más grande….nuestro Todo.

Si hacemos el ejercicio de quedarnos en el presente podremos conectar con nuestro yo real, que no depende tanto de las cosas materiales, patrones sociales, expectativas y anhelo de poseer. Poseer qué? si ya nos poseemos, ya somos, sin necesidad de irnos a los pensamientos.

Claro está que a veces el presente es complicado, retador, algunas emociones son difíciles de gestionar….pero siempre el luchar contra el sufrimiento, requiere aún más esfuerzo y es agotador. Cualquier sentimiento que tengamos se hace más costoso y doloroso al sumarle la lucha de su ‘no aceptación’.

Por lo tanto, cuando nos permitimos respirar conscientemente, los pensamientos dejan de torturarnos, podemos encontrar esa, tan ansiada, paz. Ahora mismo, si dejamos de pensar en todo lo que estoy diciendo, reposamos ligeramente la espalda y hacemos un par de respiraciones profundas….inhalando todo lo que nos rodea en este preciso momento y exhalando el pasado y los pensamientos….qué nos queda? La sensación de ser y estar, y eso relaja. Quizá, la mente se calma e incluso se reduce la tensión muscular física y las sensaciones desagradables. Dejamos de juzgar, temer o ansiar.

image-2

Tal vez, lo que nos diferencia de estas rocas y las hayas que las custodian, es nuestra capacidad de pensar y analizar.

Esta capacidad, siempre se da en el presente…sea pensando y analizando nuestras experiencias pasadas o en los deseos futuros, pero siempre estamos en el presente. Es donde está la vida, donde vivimos y crecemos, eso que hace tan bien la naturaleza: ser, sin más, sin estar pensando lo que ha sido ni en lo que será.

Es como si delante de un precioso atardecer, en vez de observar cada cambio, cada color, cada matiz, estamos pensando en qué vamos a cenar y si vamos a abrir una botella de vino especial…. Aunque saboreemos el mejor vino cuando sea presente, habremos perdido la belleza de esa puesta de sol única.

Deseamos estar bien, estar en paz, ser felices, pero no olvidemos que el futuro que tanto deseamos, se está construyendo ahora mismo, con lo que somos, lo que vivimos en cada instante y lo que sentimos.

Con esta sencilla ecuación, propongo vivir la vida, que ya es, aunque sea un par de veces al día, entrenando la mente a relajarse y dando espacio a la serpiente que presentaré en otro momento!

Pasado + PV = Futuro ≠ PNV + Expectativas.

El pasado que ya no se puede cambiar + el presente donde se vive conscientemente = el futuro lleno de momentos presentes  presente no vivido + las expectativas.

Advertisements
This entry was posted in Últimes Notícies, Psicoterapia and tagged , , , , , , , . Bookmark the permalink.

2 Responses to Maintenant, je n’ai pas de mobile….

  1. Esther Ruiz says:

    Caroline,me encanta las cosas que escribes,y como las dices…
    El pasado no se puede cambiar,…cuanta gente hay viviendo en el pasado…el futuro,expectativas…así nos va,voy a hacer, iré, quiero tener…y entonces yo me pregunto…como si fuera una película,stop.Hay alguien aquí?En el presente me refiero…Y ves poca gente,…pero la hay.
    Cada vez más personas nos damos cuenta que si bien está bien recordar el pasado,y tener guardados esos buenos momentos tan entrañables o bien especiales de la manera que sean en nuestro interior ,porque forman parte de nosotros,e igual de necesarios son esos sueños o expectativas que nos alimentan y nos permiten caminar con ilusión y esperanza…
    Es mucho más saludable a la hora de irte a dormir y tumbarte, que es cuando todos reflexionamos y nos decimos…caramba que bien me lo he pasado hoy,como nos hemos reido,me ha tocado con la mano al pasar,que buena estaba la cena,me ha gustado hablar con mi madre,que bien olía aquel chico,estupendo el cielo esta noche…vaya…poner los cinco sentidos en activo,entonces…como si fuera magia,todo lo que hay a nuestro alrededor,huele,sabe,se siente,se ve y escucha de otra manera.Como si fuera magia,todo es maravilloso,y cuando aprecias así la vida,ya no quieres volver a ese mundo donde todo es tan rápido y hay tanto ruido que no te deja prestar atención a lo que realmente es importante,NOSOTROS,AQUI y AHORA…y sólo así con un presente perfecto tendremos un futuro perfecto,lejos de condicionales,y de reproches y expectativas que lejos de ayudarnos nos caen como una losa con el paso del tiempo.
    Bueno,eso pienso yo,pero sólo es un comentario.
    Un abrazo y ser felices,aquí y ahora.

    Esther Ruiz.

    Like

  2. Gracias Esther tus comentarios siempre tan frescos y un regalo!!!! Como mínimo tenemos 5 sentidos que se esfuerzan en mantenernos en el presente y nos inundan de sensaciones agradables y algunas no tanto, ahora, todas nos recuerdan de la riqueza del mundo en el que vivimos….Un abrazo!

    Like

Deixa un comentari

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s