#Notincpor o …. sí que tinc

miedoNo es fácil decir ‘Tengo miedo.’ Estos días en mi estimada ciudad natal, Barcelona, hemos vivido situaciones inexplicables, aberrantes, injustificables, aterradoras y sinceramente, a mí me han producido miedo.

Sí, he sentido mucho miedo. Miedo a vivir en un mundo lleno de odio, miedo a que mis seres queridos sufran, miedo a que se intente imponer todo aquello que no apoyo, miedo a los que no sienten miedo, miedo a expresar, y también … han resucitado otros miedos que albergaba dentro de mí.

En fin, entiendo el objetivo de buscar un grito corto, fácil y contundente, #notincpor. Pero quiero con este post, recordar la importancia de las emociones. Todas son necesarias para nuestra supervivencia y coartar o ahogar una emoción, no ayuda a gestionar todo aquello que nos impide vivir de manera congruente, sincera y libre. 

Hay que diferenciar la emoción de las reacciones que se tienen frente a una emoción. En el caso del miedo, si nos escondemos detrás de él, las reacciones son de parálisis, de freno, de escondernos y huir en la dirección opuesta a nuestro deseo. Por lo contrario, cuando reconocemos el miedo (enfado, rabia,..) y lo cogemos de la mano, nos ayuda a sacar fuerzas de dentro para superar aquellas situaciones que lo producen.

Se habla de la importancia a ser fuertes y valientes, en cambio, las emociones conocidas como difíciles de gestionar, no son tan bien aceptadas, ni verbalizadas (el famoso ‘No llores’). Eduard Punset dice ‘Para ser feliz, hay que saber a qué se tiene miedo’. Todas las emociones tienen una función, el miedo también la tiene.

La función del miedo es la supervivencia. Sobrevivir frente a una amenaza para nuestra vida, autoestima o seguridad. Al darle espacio al miedo, lo escuchamos, validamos y podemos ver qué es aquello que queremos hacer para sentirnos mejor?: mirar debajo de la cama, estar alerta frente a situaciones de peligro, salir a la calle en busca de apoyo y cohesión, ayudar a los necesitados, mostrar la enorme humanidad que tiene el ser humano, expresar con palabras nuestros pensamientos…

Eso es lo que pretendo con este post: Reconocer y escuchar mi miedo para hacer uso de él y seguir hacia delante de una manera más consciente y más congruente con mi deseo de bienestar, solidaridad y paz.

free

A la vez, siento mucho orgullo y gratitud cuando veo como son tantos y tantas los que sacan fuerza del miedo y le dan un uso tan humanitario.

Desde la congruencia se puede expresar ese amor profundo que emana de todo aquel que escucha con el corazón. Eso es lo que me permite respirar profundamente y decir ‘Claro que sí, el miedo me recuerda esto’

Mis pensamientos van hacia aquellos que ya no podrán expresar lo que sienten y a sus familias que tanto necesitan expresar ahora.

 

 

El focusing es una técnica psicoterapeútica, de Eugene Gendlin, que nos ayuda a escuchar nuestro cuerpo y las sensaciones sentidas para así atravesar aquellas emociones dolorosas o complicadas.

 

 

Advertisements
This entry was posted in Psicoterapia and tagged , , , , , , . Bookmark the permalink.

Deixa un comentari

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s